Text Size
Domingo, Julio 22, 2018
bg articulos

  

La frase del día: 

"Solo el que sirve con amor sabe custodiar"
Papa Francisco

En la Iglesia católica no hay "cambios de paradigma"

Autor: George WEIGEL, escritor

Desde que Thomas Kuhn lo popularizase en su libro de 1962 La estructura de las revoluciones científicas, el concepto de “cambio de paradigma” ha dado lugar a debates fascinantes sobre si tal o cual ruptura con una idea científica anterior debía considerarse como uno de ellos. Pero lo que no suscita mucha discusión es que un “cambio de paradigma” (como el “cambio” de la cosmología de Sir Isaac Newton a la de Albert Einstein, o el cambio de la teoría miasmática de la enfermedad a la teoría microbiana de la enfermedad) es una ruptura en la continuidad. Un “cambio de paradigma” supone una ruptura drástica, repentina e inesperada en el conocimiento humano y, por tanto, algo así como un nuevo comienzo.
¿Existen “cambios de paradigma” en la Iglesia?
 
Parecen existir pruebas bíblicas de uno de ellos en el primer capítulo de la Epístola a los Gálatas, donde San Pablo describe, muy telegráficamente, cómo llegó a comprender una verdad asombrosa: que la salvación prometida al Pueblo de Israel en la Alianza con Abraham y Moisés se había extendido a los gentiles. Algunos podrían encontrar otro “cambio de paradigma” en el primer capítulo del Evangelio de San Juan, en el que Jesús de Nazaret es identificado como la “Palabra” que “en el principio estaba con Dios”.
 
Esto concierne a la Divina Revelación. Sin embargo, y como la Iglesia siempre ha creído y enseñado, la Revelación concluyó con la muerte del último apóstol. Por tanto, la evolución en el conocimiento del Evangelio que tiene la Iglesia a lo largo de los siglos no es un asunto de “cambio de paradigmas” o rupturas, o de cortes radicales y nuevos comienzos; es un asunto de lo que los teólogos llaman desarrollo de la doctrina. Como nos enseñó el Beato John Henry Newman, el desarrollo doctrinal auténtico es orgánico y en continuidad con “la fe que ha sido transmitida a los santos de una vez para siempre” (Judas 1, 3). En la Iglesia católica no hay rupturas: eso ya se intentó hace 500 años, con resultados catastróficos para la unidad cristiana y la causa de Cristo.
 
De ahí que resultase desafortunado que el cardenal Pietro Parolin, secretario de Estado de la Santa Sede, describiese recientemente la Amoris Laetitia, exhortación apostólica del Papa Francisco sobre el matrimonio y la familia, como
un “cambio de paradigma”.
 
Tal vez el cardenal Parolin entendió “cambio de paradigma” en un sentido distinto al de Thomas Kuhn (aunque el concepto de Kuhn sobre el cambio de paradigma como ruptura es la idea común sobre el término). Quizá el cardenal sugería que Amoris Laetitia pide a toda la gente de la Iglesia una actitud de mayor sensibilidad y caridad hacia quienes no se han casado por la Iglesia pero querrían formar parte de la comunidad católica (una sugerencia valiosa, aunque la compasión es la norma en las situaciones que mejor conozco). Pero sea lo que sea lo que quiso decir el cardenal, no puede haber entendido que Amoris Laetitia es un “cambio de paradigma” en el sentido de una ruptura radical con las nociones católicas previas. Porque la Iglesia católica no vive “cambios de paradigma” en ese sentido del término, y el mismo Papa ha insistido en que Amoris Laetitia no pretende una ruptura con la doctrina establecida de la Iglesia sobre la indisolubilidad del matrimonio y los méritos necesarios para recibir la Santa Comunión.
 
Donde está en marcha algo parecido a un “cambio de paradigma” del tipo Kuhn es, sin embargo, en la recepción de Amoris Laetitia en diversas iglesias locales… y esto es muy mal presagio. La aplicación pastoral de Amoris Laetitia ordenada en Malta, Alemania y San Diego es totalmente distinta a la que ha sido ordenada en Polonia, Phoenix, Filadelfia, Portsmouth, Inglaterra y Edmonton (Alberta). Como consecuencia, la Iglesia católica está empezando a parecerse a la Comunión Anglicana (ella misma resultado de un traumático “cambio de paradigma” que le costó la cabeza a John Fisher y Tomás Moro). En efecto, en la Comunión Anglicana lo que se cree, celebra y practica en Inglaterra es muy distinto a lo que se cree, celebra y practica en Nigeria o Uganda.
 
Esta fragmentación no es católica. El catolicismo significa un solo Señor, una sola fe, un solo bautismo (cfr. Ef 4, 5), y la unidad es una de las cuatro notas distintivas de la Iglesia. Esa unidad significa que la Iglesia encarna el principio de no contradicción, por lo cual un pecado grave en el lado polaco del río Oder no puede constituir una fuente de gracia en la orilla alemana.
 
Algo se ha roto hoy en el catolicismo y no se remediará apelando a los cambios de paradigma. En los primeros siglos cristianos, los obispos discutían francamente y, si era necesario, se corregían fraternalmente unos a otros. Esa costumbre es tan esencial hoy como lo era en los días de Cipriano y Agustín, por no mencionar a Pedro y Pablo.

articulos
Prev Next

La acedía

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

La semana pasada dediqué este comentario semanal a la situación de Nicaragua. La represión en este pequeño y querido país no ha disminuido.(...)

Leer más...

"Humanae vitae" Así ha nacido y ¡ay a qu…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

El ajetreo en curso para demoler la "Leer más...

Nicaragua, la nueva Venezuela

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

La situación en Nicaragua avanza rápidamente hacia lo insostenible e insoportable. Con más de 300 muertos y 2000 heridos, fruto de la represión del(...)

Leer más...

Sociedades sostenibles a través de la co…

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Como cada año, el primer sábado de julio, y por decisión de la Asamblea General(...)

Leer más...

Recristianización y educación cristiana

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

Desde hace algún tiempo en mi oración(...)

Leer más...

Cristo, ¿de nuevo crucificado?

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Cuatro obispos alemanes, de momento porque seguramente serán más, han decidido aceptar en la comunión a los luteranos casados con católicos. Aunque esa(...)

Leer más...

El trabajo decente en el sector de la pe…

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

La comunidad internacional presta una atención particular a la noción de trabajo decente. Pero, a(...)

Leer más...

Abusos en la Iglesia: verdad (y mentira)…

Autor: Gastón ESCUDERO, escritor

Los abusos sexuales a menores y adultos cometidos por sacerdotes y(...)

Leer más...

El nefasto pecado de la fornicación y el…

Autor: Francisco PÉREZ, arzobispo de Pamplona-Tudela

Uno de los pecados que más daño emocional, espiritual(...)

Leer más...

Lo que pasa cuando no pasa nada

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

En pleno mundial de fútbol, voy a utilizar un ejemplo para explicar algo de lo que está pasando. Imaginemos un partido en el(...)

Leer más...

Reformas mentales

Autor: Juan Manuel DE PRADA, escritor

Me han parecido muy penosas unas declaraciones de la ministra de Justicia, Leer más...

Natalidad e inmigración en Europa

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

El comentario de hoy puede parecer que se dedica a un asunto local, pero creo que tiene una importancia que afecta a toda(...)

Leer más...

¿Hablamos de castidad?

Autor: Ernesto JULIÁ, sacerdote

En el documento que recoge las propuestas de la reunión con(...)

Leer más...

Mártires o cómplices

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

La aprobación en el Congreso de Argentina de una ley que hace prácticamente libre e ilimitado el aborto -se podrá abortar hasta los(...)

Leer más...

Hacia una conversión ecológica

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

En la homilía de la misa inaugural de su pontificado, en abril de 2005, el(...)

Leer más...

El gnosticismo hoy

Autor: Thomas G. WEYNANDI, teólogo y sacerdote capuchino

Hoy se discute(...)

Leer más...

Tensión en Alemania

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Lo que ha ocurrido esta semana en la Iglesia no es un asunto menor. Al contrario. La cosa empezó con la publicación de(...)

Leer más...

La Iglesia en la España de ahora

Autor: Antonio CAÑIZARES, cardenal arzobispo de Valencia

La semana pasada entramos en una nueva etapa de nuestra historia española. Conforme a lo democráticamente(...)

Leer más...

Los océanos como don y como tarea

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Cada 8 de junio, desde el año 2009, por resolución de la Asamblea General de(...)

Leer más...

Adiós, España "católica", en una Europa …

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

En la última poderosa encuesta del Pew(...)

Leer más...

"No es no", para siempre

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Está de moda, dentro de la campaña contra las agresiones sexuales que sufren las mujeres, la frase “No es no”. Con ella se(...)

Leer más...

5 herejías que debes conocer y poder exp…

Autor: Pato ACEVEDO, abogado

¿Sabías que Jesús de Nazaret no dejó nada por escrito? Claro que sí, eso lo(...)

Leer más...

1968. Los métodos de captación marxista …

Autor: Javier NAVASCUÉS, periodista

Los años 60 y 70 fueron una época extraordinariamente difícil para la Iglesia en todo(...)

Leer más...

Justin Trudeau y la dictadura del relati…

Autor: George WEIGEL, escritor

Probablemente usted nunca ha oído hablar de la Leer más...

Respuesta al desafío

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

La semana pasada, dediqué este comentario a la actualidad de la Iglesia al desafío público que algunos obispos alemanes le habían hecho al(...)

Leer más...

Yemen: Una mirada de dolor

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Los datos proporcionados por el Programa Mundial de Alimentos (PMA) indican que en torno a(...)

Leer más...

Misterios vaticanos. El amotinamiento (¿…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Los tropiezos, los silencios, las incoherencias de(...)

Leer más...

Eutanasia y suicidio asistido

Autor: José Ignacio MUNILLA, obispo de San Sebastián

Llama la atención la falta de debate(...)

Leer más...

Pentecostés, fiesta de la diversidad y d…

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Todos recordamos que en el día de Pentecostés el Espíritu Santo irrumpió sobre los creyentes,(...)

Leer más...

Catarsis en Chile

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

La llamativa decisión de los obispos chilenos de poner sus cargos a disposición del Papa, responde a la no menos llamativa decisión del(...)

Leer más...

El Papa, desafiado

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Esta semana ha estado marcada por la reunión, en Roma, del Papa con todos los obispos de Chile. En este momento, aún no(...)

Leer más...

El PSOE y la eutanasia

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

El Partido Socialista ha presentado recientemente una proposición de ley, que(...)

Leer más...

El Papa apaga fuegos

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Los teóricamente amigos del Papa, siguen dando qué hablar y le siguen dando problemas al Santo Padre. Problemas que luego él tiene que(...)

Leer más...

Alerta máxima en la Iglesia. Pero Franci…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Atención. La confrontación que ha estallado en Alemania en favor o en contra de la comunión a los cónyuges(...)

Leer más...

La bolsa y la vida

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

No puede ser que no sea noticia que muere de frío un anciano en situación(...)

Leer más...

Una pequeña luz en Corea, pero malas not…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Las novedades políticas concernientes a las dos(...)

Leer más...
Español (spanish formal Internacional)English (United Kingdom)
blog
blog-rojobilbao
 
blog-credo
 
blog-biografia 
blog-Islam
 
 enlaces 

tvonline misadeldiafranciscanosdemarialibroslibresNUEVAWEB-franciscanos-4