Text Size
Too many requests
Lunes, Septiembre 25, 2017
bg articulos

  

La frase del día: 

"Solo el que sirve con amor sabe custodiar"
Papa Francisco

Maritain nos explica quién fue Lutero

Autor: Jorge SOLEY, economista

Se acerca la conmemoración, en 2017, de los 500 años del inicio de la Reforma protestante (el 31 de octubre de 1517 Lutero clavó sus 95 tesis en la puerta de la Iglesia del Palacio de Wittenberg), una efeméride que algunos consideran que la Iglesia católica debería de aprovechar para rehabilitar al antiguo fraile agustino. Precisamente el cardenal Kasper, que no pierde una oportunidad, incluía recientemente a Lutero en la “gran tradición” que incluye, según el cardenal, también a San Agustín, San Francisco, Santo Domingo, Santo Tomás de Aquino o el Concilio Vaticano II.

Estos comentarios me hacían reflexionar acerca de que en todo lo existente se pueden encontrar aspectos positivos (el mal siempre necesita del ser para existir); también recordaba aquello de Chesterton de que las herejías son ideas verdaderas que se han vuelto locas al creerse únicas y aislarse de otras ideas también verdaderas. Pensaba también en la pléyade de efectos negativos que tuvo la ruptura luterana, los conflictos que provocó, la quiebra del principio de autoridad, la elevación del capricho individual a última regla de juicio, la consolidación de un poder político invasivo que provocó…

Entonces cayó en mis manos un librito de Jacques Maritain titulado Tres reformadores. Lutero, Descartes, Rousseau, y lo que dice Maritain me parece un juicio completísimo, definitivo, de una claridad y penetración admirables. Y cuidado, no es Maritain un ultra ni un fanático inquisidor al estilo de las caricaturas que se suelen presentar, por lo que sus palabras son aún más devastadoras.

¿Qué dice Maritain de Lutero?

Empezaremos citando dos pasajes de su libro:

  • La única preocupación de Lutero era el sentirse en estado de gracia, ¡como si la gracia en sí misma fuera objeto de sensación!”.
  • Se apoyaba en sus solas fuerzas para alcanzar las virtudes y la perfección cristiana; creía en sus propios esfuerzos, en sus penitencias, mucho más que en la gracia. Practicará así ese pelagianismo que achacaba a los católicos y del que nunca podrá librarse.
    Al igual que los fariseos, sólo mirará a sus obras, y de ahí su crispación de escrupuloso, pues ofrece todos los caracteres del escrupuloso
    .”

Siguiendo su itinerario espiritual llegamos a su “noche del alma”. Escribe Maritain, a propósito de ese momento: “¿Se arroja en Dios? Nada de eso. Deja la oración, se arroja de lleno en la acción. Se aturde en una labor insensata”. El mismo Lutero, en una carta escrita en 1516 a Lang, prior de Erfurt, pidiéndole dos secretarios que le ayuden en su quehacer diario, confiesa “rara vez me queda tiempo para recitar mis horas y decir la misa”.
Otra confesión: “No soy más que un hombre sujeto a la atracción de la sociedad, a la embriaguez y a los impulsos de la carne. Me falta lo que se precisa para vivir en la continencia”.

Es entonces cuando, explica Maritain, “Lutero cumple este acto de perversa resignación, renuncia a luchar, declara que la lucha es imposible. Sumergido en el pecado, o lo que él cree el pecado, se deja arrastrar por la ola y llega a esta conclusión práctica: la concupiscencia es invencible“.

En resumen, sintetiza el filósofo francés, “Nada tenemos que hacer para salvarnos. Por el contrario, pretender cooperar en la acción divina es no tener fe y condenarse. […] Cuanto más peques, más creerás, mejor te salvarás […] incapaz de vencerse a sí mismo, transforma sus anhelos en verdades teológicas y su propio estado de hecho en ley universal de la naturaleza humana. […] No es más que un fariseo al revés, un escrupuloso desbocado”.

Ya libremente desbocado por esta pendiente, escribe Maritain, “Lutero cede a las potencias del instinto, sucumbe bajo la ley de la carne” y predica desde lo alto del púlpito, son sus propias palabras: “Así como no está en mi poder el dejar de ser hombre, no depende tampoco de mí el vivir sin mujer”, y refiriéndose a la vida de oración, ayuno y mortificación de los religiosos, exclama “Ese género de santidad, los perros y los puercos también pueden, más o menos, practicarlo todos los días”. Y exclama su deseo de “Beber, jugar, reír más y más fuerte y cometer algún pecado para desafiar y despreciar al demonio. Concluye esta parte Maritain con el siguiente juicio: “el inmenso desastre que fue la Reforma protestante para la humanidad no es más que el efecto de una prueba interior fracasada, de un religioso sin humildad.

Sigue a continuación el análisis detallado de otros aspectos de la figura de Lutero y de su obra. No voy a reproducirlos todos, pero sí voy a señalar brevemente algunos:

  • Egocentrismo presuntuoso: escribe Lutero en junio de 1522: “No admito que mi doctrina pueda juzgarla nadie, ni aún los ángeles. Quien no escuche mi doctrina no puede salvarse.
  • Esclavitud del sentimiento y de los apetitos: señala Maritain: “Lutero es un hombre entera y sistemáticamente dominado por sus facultades afectivas y apetitivas, […] apenas se trata aquí de la voluntad; se trata del apetito concupiscible y, sobre todo, del apetito irascible”.
  • Irracionalismo: sobre las cosas espirituales, la razón, afirma Lutero, “es ceguera y tinieblas”, “sólo puede blasfemar y deshonrar todo lo que Dios ha dicho y hecho”; “la razón se opone directamente a la fe y deberían dejarla que se vaya; en los creyentes hay que matarla y enterrarla”.

No sé ustedes, pero entre Kasper y Maritain, me parece mucho más sólido, acertado y convincente el segundo. No estaría de más, pienso, que la próxima vez que un obispo o cardenal se anime a hacer alguna declaración conciliadora en relación a Lutero, leyera y reflexionara antes el librito de Maritain. Igual nos evitaríamos alguna que otra tontería con pretensión de ecumenismo pero que no es más que un irenismo de corto alcance.

articulos
Prev Next

Por qué lucho contra la eutanasia en los…

Autor: René STOCKMAN, superior general de los Hermanos de la Caridad

En el año 2002 Bélgica legalizó la eutanasia en nombre de la «dignidad» de(...)

Leer más...

Iglesias paralelas en Latinoamérica

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Los obispos de Bolivia han estado en el Vaticano en visita “ad limina”, que es una especie de rendimiento de cuentas amigable que los obispos(...)

Leer más...

Nueva carta al Papa pidiendo cambios en …

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

"Santo Padre, Con profunda aflicción, pero impulsados por la fidelidad a Nuestro Señor Jesucristo, por el amor(...)

Leer más...

Muchos saludos a Wojtyla y Caffarra

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

El terremoto que cambió la cara a la Pontificia Academia para la(...)

Leer más...

Detractores del cardenal Sarah piden su …

Autor: Matthew SCHMITZ, periodista

Una creciente multitud quiere la cabeza del cardenal Sarah en una bandeja. Abra cualquier periódico católico y encontrará a menudo una(...)

Leer más...

Los niños y la ideología de género

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

De acuerdo con los últimos Papas, tengo muy claro que la ideología de género podrá ser todo lo políticamente correcta que(...)

Leer más...

La tercera oleada LGTBI

Autor: Josep MIRÓ I ARDÈVOL, político

La perspectiva de género LGTBI es una ideología concretada en un proyecto político dirigido a modificar la cultura y transformar las(...)

Leer más...

Una paz basada en la justicia

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

El Papa está en Colombia y, en el momento en que escribo, aún le faltan algunas de las etapas más delicadas de su viaje, como(...)

Leer más...

Caffarra, una presencia imponente y humi…

Autor: Luigi NEGRI, arzobispo emérito de Ferrara

El cardenal Carlo Caffarra ha sido en la vida de la Iglesia italiana, y por consiguiente en mi(...)

Leer más...

Testimonio de un matrimonio católico

Autor: Mario HÜBNER, doctor

Lo que caracterizó la vida de mis padres Mario Hübner Lehrer, austro polaco, oficialmente polaco y ciudadano legal uruguayo y de mi madre María de las Hermitas Varela López(...)

Leer más...

"Amoris laetitia", una victoria pírrica …

Autor: Francisco José DELGADO, sacerdote

Les prometo que estoy harto de escribir sobre Amoris Laetitia. Para mí la cosa está clarísima(...)

Leer más...

La "donna angelicata"

Autor: Enrique GARCÍA-MAÍQUEZ, escritor

Se escucha de vez en cuando la tesis de que el islam, cuando rechace del todo la violencia, hará mucho bien(...)

Leer más...

El Papa en Myanmar. El rostro violento d…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

El  lunes 28 de agosto la sala de prensa vaticana ha anunciado oficialmente el viaje que el(...)

Leer más...

Volver a la pedagogía de Cristo

Autor: Francisco Javier GARCÍA, catedrático de Química

Por lo que cuentan los evangelios, Jesucristo empleó varios métodos de comunicación, en el trato cercano el diálogo, con los expertos la(...)

Leer más...

Legisladores que han votado por el abort…

Autor: Francisco Javier STEGMEIER, obispo de Villarica, Chile

Hermanas y hermanos en Jesucristo:

Leer más...

Cómo los católicos pueden recibir a los …

Autor: Robert SARAH, cardenal prefecto de la Congregación para el Culto

La Iglesia Católica ha sido criticada por muchos, incluyendo algunos(...)

Leer más...

Conjuras y cortinas de humo

Autor: Santiago MARTÍN , sacerdote

Esta semana han sido varios los comentaristas que han escrito sobre una supuesta conjura vaticana para crear las condiciones que condujeran al Papa a(...)

Leer más...

Formas retorcidas de miedo

Autor: Juan Manuel DE PRADA, escritor

Resulta, en verdad, paradójico que el lema elegido para responder a los atentados yihadistas recientes haya sido No tenemos(...)

Leer más...

Santiago Martín, sacerdote

Autor: Ramón PÉREZ-MAURA, adjunto al director de ABC

ADVERTENCIA previa: todo lo que aquí diga puede estar influido por el hecho de que escribo sobre(...)

Leer más...

Don Santiago

Autor: Alfonso USSIA, periodista

El señor Arzobispo no le ha gustado lo que ha dicho su cura. El señor Arzobispo está instalado, quizá por obligación, en el cómodo edificio(...)

Leer más...

El hambre, dramática preocupación. Miran…

Autor: Fernando CHICA, monseñor observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

El pasado 3 de julio, en Roma, el director general de la FAO, el profesor José(...)

Leer más...

Homilía del cardenal Sarah en La Vendée

Autor: Robert SARAH, prefecto de la Congregación para el Culto Divino

El domingo  XIX del tiempo ordinario, el cardenal Sarah, prefecto de la Congregación para el Culto Divino, celebró la Santa Misa en la catedral de La(...)

Leer más...

Maritain nos explica quién fue Lutero

Autor: Jorge SOLEY, economista

Se acerca la conmemoración, en 2017, de los 500 años del inicio de la Reforma protestante (el(...)

Leer más...

La abolición del sentido común

Autor: Juan Manuel DE PRADA, escritor

Uno de los rasgos más estremecedores de nuestra época es la abolición del sentido común. Aquella fábula del rey(...)

Leer más...

La batalla de la eutanasia

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Estoy convencido de que la mayoría de los que hablan a favor de “Amoris Laetitia” no han leído la exhortación apostólica del Papa Francisco. Lo(...)

Leer más...

Iglesia católica en Alemania, rica y dra…

Autor: Cristoph WIMMER, periodista

Hay una paradoja en el corazón del catolicismo alemán hoy en día. Por un lado, las cifras oficiales muestran una Leer más...

El futuro de Venezuela

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Ante la tragedia que está teniendo lugar en Venezuela, con el dictador comunista Maduro decidido a convertir a su país en una cárcel y a(...)

Leer más...

Iglesias del Este, una espina en el cost…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Europa oriental es una espina al costado del pontificado de Francisco y son numerosos y varios los(...)

Leer más...

La nueva Iglesia de Karl Rahner, el teól…

Autor: Silvio BRACHETTA, teólogo

El cardenal Giuseppe Siri había resumido en la «concepción de lo sobrenatural no-gratuito» el núcleo del error teológico de Karl Rahner.(...)

Leer más...

Los avales de la "nueva reforma"

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Cuando el cardenal Wojtyla fue elegido Papa en 1978, no sólo llegaba al pontificado una persona concreta, de alto valor intelectual y moral, sino que(...)

Leer más...

La historia de los mártires de Tyburn en…

Autor: Jorge SOLEY, economista

En pleno centro de Londres, junto a la esquina noreste de Hyde Park y a escasos pasos(...)

Leer más...

Martín Lutero: Mitos y realidades

Autora: María Elvira ROCA, filóloga

Dice la leyenda que el 31 de octubre de 1517 el monje agustino Martín Lutero (1483-1546),(...)

Leer más...

Suicidio

Autor: Juan Manuel DE PRADA, escritor

Escribió Albert Camus que «no hay más que un problema filosófico verdaderamente serio: el suicidio». Lo hizo al comienzo(...)

Leer más...

La vida vence en Chile

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

El Congreso chileno ha rechazado la ley del aborto propuesta por la socialista Bachelet que se quiere despedir de su penoso mandato, salpicado de escándalos(...)

Leer más...

Ocho mentiras sobre Dios

Autor: Diego LÓPEZ, periodista

Teniendo en cuenta la complejidad de la teología católica acerca de la naturaleza de Dios, la siguiente lista, apoyada en las Sagradas Escrituras y el Magisterio de la Iglesia,(...)

Leer más...

La Iglesia, víctima milenaria de las "fa…

Autor: Javier LOZANO, periodista

El fenómeno de los "fake news" (noticias falsas) está en auge. Cada día se fabrican más 'informaciones' de este(...)

Leer más...
Español (spanish formal Internacional)English (United Kingdom)
blog
blog-rojobilbao
 
blog-credo
 
blog-biografia 
blog-Islam
 
 enlaces 

tvonline misadeldiafranciscanosdemarialibroslibresNUEVAWEB-franciscanos-4