Text Size
Lunes, Abril 23, 2018
bg articulos

  

La frase del día: 

"Solo el que sirve con amor sabe custodiar"
Papa Francisco

El hambre infantil, un drama sin resolver

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Este fin de semana, Manos Unidas ha dado visibilidad a su campaña anual contra el hambre en el mundo. No son pocos los que padecen esta lacra, generada, entre otras causas, por la pobreza. Y el hambre de los pobres ha hecho mirar siempre hacia sus víctimas más indefensas: los niños. Páginas memorables de Dickens, de Dostoievski o de Camilo José Cela vienen fácilmente a la memoria como mensajes a la conciencia de la Modernidad ante uno de los escándalos y desafueros más evidentes de la humanidad: el sufrimiento y a la muerte de los más pequeños por falta de comida.

Aunque los esfuerzos de los últimos años para erradicar el hambre han dado importantes resultados, la evidencia se impone. Desafortunadamente, este flagelo sigue golpeando nuestro mundo y continúa cebándose en los niños. Son muchos los informes que nos señalan que casi la mitad de las muertes de menores de cinco años puede atribuirse a la desnutrición. Son millones cada año.

 

Pero no es cuestión de abundar en las cifras, escalofriantes desde cualquier punto de vista. Tampoco se trata de traer a colación nombres y lugares concretos, aunque es difícil ignorar historias penosas, narradas por quienes trabajan al servicio de los indigentes en algunos países. Nos hablan de llanto y penuria, de criaturas escuálidas que no pueden dormir, ni jugar, ni reír. Y esto sencillamente porque no tienen nada que llevarse a la boca. Sufren y mueren de hambre. Así de cruel, así de injusto.

La desnutrición, hija mayor de la miseria, ve danzar al hambre, acompañada en su macabro paso por las infecciones y las enfermedades frecuentes que se ceban en los organismos debilitados de los niños. Los servicios inadecuados de salud, de agua y de saneamiento constituyen el resto de un sombrío cuadro que cierra toda posibilidad a una vida digna y saludable. El hambre desdibuja el presente y bloquea el futuro. Digámoslo nuevamente para sonrojo nuestro: Si la situación mundial no se revierte, en 2030 serán 167 millones los niños que vivirán en la pobreza extrema, y serán 69 los millones de menores de cinco años que morirán a causa del hambre entre 2016 y 2030.

La emaciación, definida como “adelgazamiento morboso”, es el resultado de la enfermedad o de la desnutrición aguda. Esa protagonista de las fotos y filmaciones que nos presentan a niños con la mirada perdida, esqueléticos en su complexión, con rostros lacerados de dolor y aflicción. Llama la atención que, junto a esa tragedia, aparezca también la necesidad de que no aumenten los niveles de sobrepeso en la niñez. La obesidad es la otra cara del drama de la malnutrición. Pero, de una forma u otra, al final vemos a la infancia transida por contrastes funestos.

Estos datos no han pasado inadvertidos al papa Francisco, que, en una carta escrita a los obispos de la Iglesia católica el pasado 28 de diciembre invitaba a "escuchar el llanto y el gemir de estos niños" que hoy padecen los efectos de pobrezas, de violencias e iniquidades. Las religiones, almas de los pueblos y de sus culturas y particularmente el cristianismo tienen la misión de lanzar mensajes a las conciencias, personales y colectivas, haciendo presentes las tristezas de los más pequeños y frágiles. No podemos callar, sino prestar nuestra voz a los que no la tienen y tratar de realizar, según nuestras posibilidades, lo que Cristo dijo: “Dadles vosotros de comer”.

Ante estas palabras, se abren dos caminos: acoger el grito de los hambrientos de la tierra o aumentar nuestra sordera. Es una encrucijada que no ha de dejarnos indiferentes. Los que carecen de todo continúan llamando a nuestra puerta, a la de cada uno de nosotros. ¿Qué haremos? Conviene recordarlo: o cambiamos de actitudes y nos comprometemos seriamente en ayudar a los desfavorecidos de este mundo o el tribunal de la historia nos pedirá cuentas.

La FAO ha señalado a la comunidad internacional la necesidad del crecimiento inclusivo para sostener la mitigación de la pobreza y la reducción del hambre, brindando oportunidades a las personas que tienen menos bienes, especialmente a quienes viven en el medio rural, buscando la mejora de la productividad de los recursos agrícolas familiares. La apertura del comercio internacional debe estar atenta a crear garantías efectivas para los países en desarrollo, evitando los efectos perjudiciales sobre la alimentación de sus ciudadanos. Hay que luchar por la protección social, especialmente en lo que se refiere a una seguridad básica sobre los ingresos y al acceso a una mejor nutrición, asistencia sanitaria y educación.

Convenzámonos: no es un sueño inalcanzable, el hambre se puede derrotar. Acabar con ella no es solo deseable: es posible, necesario y urgente. Se ha hecho mucho, pero se puede hacer más y mejor. Para ello es imprescindible "cuidarnos del triste signo de la globalización de la indiferencia, que nos va 'acostumbrando' lentamente al sufrimiento de los otros, como si fuera algo normal, o peor aún, a resignarnos ante las formas extremas y escandalosas de 'descarte' y de exclusión social". Ante el hambre, tu ayuda cuenta. Si quieres, muévete y actúa, preséntale batalla. ¿A qué esperas?

(Publicado originalmente en el diario El País)

articulos
Prev Next

La política de la vuelta de tuerca

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Hace unas semanas dediqué este comentario a exponer mi impresión de(...)

Leer más...

Masonería, política e ideología de géner…

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

La masonería es ciertamente muy anterior a la ideología de género, pero está relacionada con ella y está contribuyendo(...)

Leer más...

¿Fin del catolicismo romano?

Autor: Roberto PERTICI, teólogo

1. En este punto del pontificado de Francisco creo que se(...)

Leer más...

Una santidad caritativa y humilde

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

“Gaudete et exsultate”. De nuevo un documento del Papa que empieza hablando de alegría, como señalaba no hace mucho el secretario de Estado,(...)

Leer más...

Poca alegría y muchos insultos. Francisc…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

La presentación oficial en la sala de prensa vaticana, el lunes 9 de abril, de(...)

Leer más...

"Amoris Laetitia" vs. "Veritatis Splendo…

Autor: Christian BRUGGER, catedrático

Coincido plenamente con el cardenal Blase Cupich de Chicago cuando dice que el razonamiento del documento(...)

Leer más...

Avivar la llama del amor: Una tarea perm…

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO.

Leer más...

La Iglesia es una

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Decimos que la Iglesia es una, santa, católica y apostólica. La apostolicidad significa que está basada en las enseñanzas de Cristo transmitidas por(...)

Leer más...

Las leyes LGTBI y los homosexuales

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

¿Es posible pasar de la homosexualidad a la heterosexualidad? El asunto fue sometido en 1973 a una votación de(...)

Leer más...

El cristianismo actual en Occidente: Una…

Autor: Antonio CAMUÑAS, empresario

Cuenta la historia que Talleyrand, el legendario clérigo, político y diplomático francés de destacada influencia en la monarquía, la revolución, la(...)

Leer más...

Pasión de Judas Iscariote

Autor: Juan Manuel DE PRADA, escritor

Leer más...

Tres días, siete dones

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

La despedida de Jesús en su paso por la tierra fue a lo grande. El amor de Dios por los hombres se derramó(...)

Leer más...

Masonería y catolicismo

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

La pregunta a la que intenta responder este artículo es sencilla:(...)

Leer más...

La defensa de la verdad

 

Autor:Eduardo GÓMEZ, escritor

El hombre no debe ser quien establezca el camino hacia la verdad, dado que la verdad no viene de(...)

Leer más...

Algunos rasgos del líder espiritual

Autor: Fernando CHICA, Observador Permanente de la Santa Sede ante la FAO

Me piden que formule las características más relevantes que ha de(...)

Leer más...

Fe, esperanza, amor

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

La Semana Santa, la semana grande de nuestra fe, está a punto de empezar. Las procesiones que recorrerán las calles de muchas de(...)

Leer más...

La masonería como religión

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

Estos días me he dedicado a leer algunos libros sobre la masonería, especialmente de antiguos masones como Leer más...

Un símbolo

Autor: Juan Manuel DE PRADA, escritor

Hay un pasaje muy revelador en Leer más...

El charlatán Hawking

Autor: Salvador SOSTRES, periodista

La profunda estupidez de nuestra era se concreta en las estupefacciones(...)

Leer más...

Más sobre la carta de Benedicto XVI. Hay…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Todavía no tiene un final la historia(...)

Leer más...

Los primeros cinco años del Papa Francis…

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

El Papa Francisco ha cumplido cinco años al frente de la Iglesia. Cuando él empezó su pontificado dijo en varias ocasiones que éste(...)

Leer más...

Reza por mí

Autor: Miguel Ángel ROBLES, periodista

Rezar es una conversación con los que ya no están, el recuerdo de los que te(...)

Leer más...

El doble "prejuicio tonto". El texto ínt…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

La oficina de prensa de la Santa(...)

Leer más...

Educar para un uso responsable y solidar…

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Quien haya ido a Zimbabwe, Yibuti, Haití, Malí, Somalia o Eritrea, por citar algunos nombres(...)

Leer más...

La huelga de la Virgen María

Autor: Juan Manuel DE PRADA, escritor

Alguien(...)

Leer más...

Iglesia y libertad

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Esta semana han tenido lugar dos hechos que, aunque distantes en el espacio y distintos en su contenido, apuntan en la misma dirección:(...)

Leer más...

Rocco Buttiglione: "No he escuchado resp…

Autor: Francisco José DELGADO, sacerdote

Ayer, 7 de marzo, se celebraba en la(...)

Leer más...

La profecía del padre Benson

Autor: Eduardo GÓMEZ, escritor

Allá por 1907, un brillante escritor, el converso sacerdote católico Robert Hugh Benson, escribió una(...)

Leer más...

Conciencia y gracia: Una meditación cuar…

Autor: George WEIGEL, escritor

Las Escrituras de la Cuaresma, en la liturgia diaria de la Iglesia, invitan a dos reflexiones relacionadas entre sí.(...)

Leer más...

¿Dónde están los pobres?

Autor: Irenaeus DUNLEVY, dominico

«Había un hombre rico que vestía de púrpura y lino, y(...)

Leer más...

Dos buenas noticias

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Hay semanas en que no gana uno para sustos. Hay otras en que los disgustos son suavizados por noticias buenas e incluso muy(...)

Leer más...

El desafío contemporáneo a la Iglesia y …

Autor: Thomas G. WEINANDY, teólogo

Es cierto que la Iglesia posterior(...)

Leer más...

Qué hay de malo en la declaración de los…

Autor: Edward CONDON, teólogo

Para asombro y consternación de muchos católicos, la conferencia episcopal alemana(...)

Leer más...

Excepciones que destruyen la regla

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Siempre se ha dicho que la excepción justifica la regla. El problema no es, pues, que haya excepciones, sino que las excepciones sean(...)

Leer más...

¿Qué queda del catolicismo a día de hoy?

Autor: Luis Fernando PÉREZ, periodista

De siempre se nos ha dicho, porque era cierto, queLeer más...

Vivir como cristianos en un mundo no cri…

Autor: Leonardo LUGARESI, teólogo

El cristianismo ha sido, al menos durante(...)

Leer más...
Español (spanish formal Internacional)English (United Kingdom)
blog
blog-rojobilbao
 
blog-credo
 
blog-biografia 
blog-Islam
 
 enlaces 

tvonline misadeldiafranciscanosdemarialibroslibresNUEVAWEB-franciscanos-4