Text Size
Too many requests
Viernes, Febrero 23, 2018
bg articulos

  

La frase del día: 

"Solo el que sirve con amor sabe custodiar"
Papa Francisco

Caos en la Iglesia en Alemania

Autor: Maike HICKSON, periodista

Sólo dos días después de la publicación oficial de las nuevas directrices pastorales sobre el matrimonio, el desorden parece aumentar en Alemania. Se dejan oír voces contradictorias, confusas y alarmadas por todos los rincones del país. Pero, sobre todo, dicho documento resulta ser más peligroso e insidioso que lo que parecía a primera vista. Ahora incluso cabe preguntarse si los laicos ejercerán alguna jurisdicción en la Iglesia Católica.

En un principio, las directrices alemanas sobre los divorciados casados de nuevo eran a primera vista menos liberalizadoras que las de los obispos de Malta, que el Dr. Edward Peters (abogado canonista) llegó a calificar de «Desastre maltés» Sin embargo, al mismo tiempo, los obispos alemanes se han acercado mucho a los niveles de Malta. En efecto, la expresión alemana de que «la decisión [de los divorciados «recasados»] de recibir los Sacramentos debe ser respetada» está muy próxima a la declaración de los obispos malteses de que los «recasados» pueden acceder a la Comunión si se sienten «en paz con Dios». En ambos casos, se ensalza la conciencia subjetiva y sentimental, con un peso muy decisivo.

Por ejemplo, he aquí lo que dijo recientemente el Arzobispo Heiner Koch de Berlín en materia de conciencia: «Nosotros [los obispos alemanes] indicamos que –en casos individuales justificados [sic] y tras un prolongado proceso– el creyente puede decidir en conciencia recibir los Sacramentos y esta decisión debe ser respetada.» Al ser preguntado por qué los obispos alemanes ahora «optan por la postura más aperturista del mundo [con respecto a los divorciados vueltos a casar], que hace de la propia conciencia el criterio determinante», Koch respondió muy significativamente: «Porque estamos firmemente convencidos de que esa es la intención –tanto en la letra como en el espíritu– que el propio Papa Francisco desea y asume, por lo que la ponemos en práctica junto con él».

Así pues, está cada vez más claro que las directrices pastorales alemanas plantean problemas crecientes por el acento que ahora se va a poner en la conciencia individual, por no decir en una conciencia subjetiva no formada.

Hasta ahora hemos pasado por alto que los obispos alemanes ya no hacen referencia expresa a los sacerdotes a la hora de llevar a cabo el «camino de discernimiento».

Por ejemplo, en las directrices pastorales en su conjunto, únicamente se utilizan las palabras «pastoral» y «agente de pastoral» (sin más definición); la palabra «pastor» o «sacerdote» no figura en ninguna parte. Las graves consecuencias que entraña este fenómeno lingüístico es que, al menos en Alemania, ahora también los laicos (hombres y mujeres) pueden «acompañar» oficialmente a los divorciados casados de nuevo en su discernimiento acerca de si pueden o no recibir los Sacramentos. Me percaté de esta cuestión al leer una entrevista publicada recientemente en el sitio web de la Conferencia Episcopal alemana, Katholisch.de. En tal entrevista, Ute Eberl, una laica que trabaja en la atención pastoral en la diócesis de Berlín, comenta las nuevas directrices pastorales alemanas y elogia expresamente el hecho de que la persona que realiza el acompañamiento puede ser también un laico. Eberl explica:

Antes de nada, diré que estoy contenta. Creo que es realmente maravilloso que los obispos hayan tratado el tema de los divorciados recasados en el texto principal diciendo: la decisión de la conciencia debe ser respetada. Espero que así terminen las polémicas. El consejo que puede ofrecer un agente de pastoral es excelente. Además de un sacerdote, también puede desempeñar esa función una persona cercana, que acompaña durante el proceso de separación y que también se regocija cuando surge una nueva relación. El documento episcopal [las nuevas directrices] no es, por tanto, una forma de imponer un nuevo conjunto de normas y comportamientos, sino que respiran una gran libertad.

Tras leer toda la entrevista, me puse en contacto con la oficina de prensa de la Conferencia Episcopal alemana, pidiendo si podían aclarar quién será entonces la persona que acompañe oficialmente al divorciado casado de nuevo. Hice mención del siguiente pasaje de las nuevas directrices alemanas: «Amoris Laetitia habla de un proceso para llegar a una decisión [sobre la recepción de los Sacramentos de la Penitencia y la Eucaristía] con el acompañamiento de un agente de pastoral.» A la pregunta de si esto significa que una persona distinta de un sacerdote está legitimada para acompañar a los divorciados y vueltos a casar, recibí la siguiente respuesta del Dr. Michael Feil de la Conferencia Episcopal alemana. Estas son todas las explicaciones que he recibido:

Para una definición de la expresión «agente de pastoral» en este contexto, puede consultarse el canon 519 del Código de Derecho Canónico:

«El párroco (parochus) es el pastor (pastor) propio de la parroquia que se le confía, y ejerce la cura pastoral de la comunidad que le está encomendada bajo la autoridad del Obispo diocesano en cuyo ministerio de Cristo ha sido llamado a participar, para que en esa misma comunidad cumpla las funciones de enseñar, santificar y regir, con la cooperación también de otros presbíteros o diáconos, y con la ayuda de fieles laicos, conforme a la norma del derecho».

Hasta el momento, no he vuelto a tener noticias del Dr. Feil, en particular tras escribirle por segunda vez solicitando que confirmara si esto significa que ahora los laicos pueden también acompañar legítimamente a los divorciados recasados en su proceso de discernimiento sobre si pueden recibir los Sacramentos, y acerca de si los obispos alemanes sostienen ahora que el sacerdote local ha de respetar en todo caso la decisión en conciencia del divorciado casado de nuevo a efectos de la recepción de la Sagrada Comunión.

Queda también poco clara otra cuestión polémica, a saber: ¿Cuáles serían los efectos de todo lo anterior para la recepción del Sacramento de la Penitencia? ¿Un laico podría encargarse de asesorar al divorciado recasado, participando así en la decisión de recibir la confesión? ¿En qué medida los laicos ejercerán ahora jurisdicción en la Iglesia? Después de todo, los obispos alemanes hablan de «agentes de pastoral» en general cuando mencionan expresamente la posibilidad de acceder a los Sacramentos de la Penitencia y la Eucaristía.

El Dr. Peters formuló recientemente, en sus comentarios sobre las directrices alemanas, una pregunta similar y conexa, a saber:

Por cierto, otros pasajes de los documentos alemanes dan a entender que también los divorciados y vueltos a casar pueden acudir a la Confesión, pero sin requerir, al parecer, a estos penitentes un ‘firme propósito de enmienda’ (incluso en lo que respecta a los actos sexuales voluntarios con una persona distinta del cónyuge). Como señalé en HPR hace algunos años, con este planteamiento la celebración de la Penitencia corre el riesgo de incurrir en sacrilegio y el sacerdote puede cometer un delito de solicitación en confesión.

Aquí el Dr. Peters subraya el peligro de que los sacerdotes se vean presionados –como consecuencia de la obligación de remitirse a la conciencia subjetiva del divorciado recasado– a dar la absolución a un adúltero no arrepentido, lo cual pone en riesgo su propio sacerdocio, de conformidad con el Derecho canónico. Por consiguiente, recomendamos encarecidamente a nuestros lectores un estudio atento del análisis realizado por el Dr. Peters en 2011 sobre el canon 1387 (véase el anterior hipervínculo del Dr. Peters), en el que se afirma que un sacerdote que «solicita a un penitente a un pecado contra el sexto mandamiento del Decálogo,» en confesión o con ocasión de la misma, debe ser castigado. El concepto de «solicitación» también puede incluir, según el Dr. Peters, el hecho de que un sacerdote induzca y estimule a un penitente a incumplir el sexto mandamiento con cualquier otro tercero, y no únicamente con el propio sacerdote.

Como ejemplo de esta confusión, cabe citar al obispo alemán Konrad Zdarsa. Considera que nosotros, los obispos «hemos atribuido una responsabilidad tan enorme a los sacerdotes locales que no todos podrán soportarla y administrarla de la misma forma.» Este prelado alemán se plantea una punzante pregunta: ¿si un sacerdote no tiene siquiera tiempo suficiente para la preparación de las jóvenes parejas que van a contraer matrimonio, «cuánto menos tiempo, fuerzas y paciencia» tendrá para llevar a cabo ese proceso, deseablemente concienzudo, de discernimiento, «tal como el Papa lo demanda»? En este contexto, el obispo Zdarsa teme que se adopten «decisiones prematuras» («Schnellschüsse»), «o que existan otras graves causas de conflicto que no pudieran preverse adecuadamente

Asimismo, el obispo Zdarsa se pregunta, en general, si los divorciados alemanes recasados recabarán siquiera el consejo sacerdotal, habida cuenta de que «en nuestro país, no es demasiado frecuente la práctica de la confesión.» En cuanto a la cuestión de la conciencia individual, Monseñor Zdarsa señala, con una mirada de dolor en el rostro, que es preciso empezar con la «formación de la conciencia», y a continuación admite que, en Alemania, se ha descuidado mucho este aspecto. «Apenas analizamos esta cuestión de la formación de la conciencia». Tras destacar la importancia de que la vida del hombre se oriente según la Ley de Dios, este obispo –que se educó en la Alemania Oriental comunista– contesta con pesar a la pregunta «Entonces, ¿será difícil?» con un lacónico «Sí.» Casi puede palparse el sufrimiento de este prelado atribulado en el actual contexto de confusión y desorden.

Sin embargo, el obispo Zdarsa no es el único clérigo que expresa con sinceridad sus reservas a las nuevas directrices pastorales (que no han sido aprobadas por todos los obispos individualmente, sino sólo por el Consejo General de la Conferencia Episcopal alemana, del que son miembros los delegados elegidos por todas las dióceses, uno por diócesis). Por ejemplo, el diario progresista alemán Der Spiegel publicó hace poco un artículo con el título: «Sacerdotes conservadores rechazan la iniciativa de la Conferencia Episcopal alemana.» El artículo indica lo siguiente:

Representantes de la Red de Sacerdotes Católicos («Netzwerk katholischer Priester»), del Opus Dei de Alemania, de los Legionarios de Cristo y de otros grupos ortodoxos hablan ahora de «cismas en las parroquias» y «oscurecimiento del Sacramento del Matrimonio».

Es importante destacar en este contexto que un canonista alemán, P. Gero P. Weishaupt, ha publicado un comentario en el Facebook de Mathias von Gersdorff, describiendo el creciente caos que afecta a Alemania: «Ahora reina el caos, especialmente entre los obispos. El Cardenal de Colonia [Cardenal Rainer Maria Woelki] dijo ayer […] que no excluye un cisma. El Papa no podrá eludir una aclaración sobre esta materia

Es oportuno mencionar también los comentarios del analista católico alemán Mathias von Gersdorff. Con respecto a un artículo publicado el 2 de febrero en el influyente diario alemán Frankfurter Allgemeine Zeitung (FAZ), en el que se llega a asegurar que «todas las demás conferencias episcopales del mundo tendrán que preguntarse con qué argumentos podrán ahora negar su lealtad al Papa en esta cuestión [el acceso a la comunión de los divorciados recasados],» Von Gersdorff comenta en tono jocoso: «¡Estamos en tiempos nuevos: de entre todos los pueblos, los obispos alemanes son ahora el nuevo modelo de lealtad papal !»

Von Gersdorff añade que el FAZ de Alemania presenta a los obispos Walter Kasper, Karl Lehmann y Oskar Saier –que ya en 1993 ejercieron fuertes presiones en sus propias diócesis para permitir la Comunión sacramental a los divorciados vueltos a casar– como víctimas valientes que finalmente han sido exculpadas.

Según el FAZ, «con el documento Amoris Laetitia, el Papa Francisco se adhiere ahora a las ideas de estos tres obispos [antes disidentes].» Von Gersdorff comenta estas afirmaciones haciendo uso de su ironía: «Después de un largo tiempo de sufrimiento –unos 25 años– ha quedado patente lo siguiente: los verdaderos seguidores leales del papa son los alemanes, después de todo! Tan pronto como el cardenal Kasper muera, Daniel Deckers [el periodista del FAZ ] solicitará, con toda probabilidad, su canonización».

Con demasiada frecuencia, el mundo parece haberse vuelto del revés. Los antiguos disidentes son ahora papistas leales, y los católicos ortodoxos son los nuevos desleales recalcitrantes.

El caos en Alemania está indiscutiblemente expandiéndose, al igual que en la Iglesia en general.

articulos
Prev Next

Excepciones que destruyen la regla

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Siempre se ha dicho que la excepción justifica la regla. El problema no es, pues, que haya excepciones, sino que las excepciones sean(...)

Leer más...

¿Qué queda del catolicismo a día de hoy?

Autor: Luis Fernando PÉREZ, periodista

De siempre se nos ha dicho, porque era cierto, queLeer más...

Vivir como cristianos en un mundo no cri…

Autor: Leonardo LUGARESI, teólogo

El cristianismo ha sido, al menos durante(...)

Leer más...

Silencio, se mata

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

“Silencio, se rueda” es la frase típica cuando se está grabando una película. En los hospitales abundan los carteles de enfermeras con un(...)

Leer más...

Del individualismo a los constructores d…

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO, FIDA y PMA

Las palabras del Papa Francisco al Cuerpo Diplomático del pasado 8 de(...)

Leer más...

Excusas para una guerra

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Dice un viejo refrán que “cuando quieras matar a tu perro debes decir que está rabioso”. O sea, cuando quieras romper con alguien,(...)

Leer más...

Ratzinger profetizó la "letanía" del nue…

Autor: Juan José ROMERO, escritor

Las «letanías» de la Iglesia del Nuevo Paradigma están recogidas(...)

Leer más...

¿De dónde saca el cardenal Marx la idea …

Autor: Alexander LUCIE-SMITH, sacerdote

El cardenal Reinhard Marx ha provocado una polémica al sugerir la(...)

Leer más...

Sobre las informaciones de capitulación …

Autor: George WEIGEL, escritor

El «examen de conciencia» es una parte importante de la espiritualidad(...)

Leer más...

Cuatro palabras

Autor: Joseph ZEN, cardenal arzobispo emérito de Hong Kong

Algunas personas(...)

Leer más...

El país imaginario visitado por Mons. Ma…

Autor: José Miguel ARRÁIZ, ingeniero

Las reciente declaraciones de Mons. Marcelo Sánchez Sorondo, Canciller de(...)

Leer más...

En la Iglesia católica no hay "cambios d…

Autor: George WEIGEL, escritor

Desde que Thomas Kuhn lo popularizase en su libro de 1962 Leer más...

Líneas rojas en China

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

La diplomacia no es un oficio fácil y quizá por eso no hay muchos diplomáticos buenos, aunque yo soy amigo de alguno excelente.(...)

Leer más...

Líneas rojas en China

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

La diplomacia no es un oficio fácil y quizá por eso no hay muchos diplomáticos buenos, aunque yo soy amigo de alguno excelente. Lo que(...)

Leer más...

¡No toquéis a los mártires chinos!

Autor: Luigi NEGRI, arzobispo emérito de Ferrara

Ante la confusa situación de la Iglesia italiana (y no solo), nos cuesta salir del inquietante(...)

Leer más...

"Humanae vitae" bajo asedio

A cincuenta años de su publicación, la encíclica de Pablo VI "Leer más...

Santo Tomás de Aquino: la razón silencio…

Autor: Tomas SALAS, doctor en Filología

Basta leer un fragmento o una parte de la(...)

Leer más...

La hora de los sacerdotes casados

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

El viaje del Papa a Chile y Perú estuvo polarizado por la cuestión del apoyo del Pontífice a monseñor Barros, el obispo chileno(...)

Leer más...

Identidad católica reducida

Autor: Alonso GRACIÁN, escritor

“Unos pocos solamente piensan en la verdad depositada en el ser de las cosas”. Anselmo(...)

Leer más...

El Papa y "los zurdos"

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Cuando escribo este artículo, el Papa se encuentra ya en Perú, donde ha condenado enseguida la corrupción, que afecta a las élites políticas(...)

Leer más...

Mentes mentirosas

Autor: Juan Manuel DE PRADA, escritor

La etimología de las palabras esconde sabidurías muy hondas y provechosas. A nadie se le ocurriría pensar(...)

Leer más...

Mi casa es casa de oración

Autor: Antonio CAÑIZARES, cardenal arzobispo de Valencia

Queridos hermanos sacerdotes, queridos todos: os escribo esta carta con todo cariño y con la normal preocupación y máximo interés(...)

Leer más...

En Chile, Francisco se desdobla. Y no se…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Leer más...

Falsos derechos, prudencia y libertad re…

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Todos los años el Santo Padre se reúne con los embajadores acreditados ante la Santa Sede. El discurso al Cuerpo Diplomático es uno(...)

Leer más...

Historias de Curia. El desquite del card…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

El Leer más...

Tres opciones para el futuro

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Hay unos datos recientes sobre la situación de la Iglesia en España, que nos pueden ayudar a entender no sólo lo que está(...)

Leer más...

Por qué Ratzinger no es herético. La pal…

Autor: Sandro MAGISTER, Periodista

El ataque frontal a la teología de(...)

Leer más...

Ratzinger rehabilita a Müller. Pero tamb…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Leer más...

Se desploman los bautizos en España. Alg…

Autor: José Manuel GONZÁLEZ GUADALIX, sacerdote

Números cantan y además con una tenacidad insultante. Aporto dos datos. En el año 2015 se(...)

Leer más...

Continuidad sin ruptura

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Justo antes de acabar el año, Benedicto XVI, nos ha regalado una nueva y breve intervención, en forma de prólogo a un libro(...)

Leer más...

Familia cristiana e ideología de género

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

El domingo después de Navidad y anterior a Año Nuevo, si(...)

Leer más...

Vaticano sin paz. Dinero, sexo y pesebre…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Navidad de tensión este año en el(...)

Leer más...

Nuestros esfuerzos y los giros inesperad…

Autor: José Luis RESTÁN, periodista

Al comienzo de su libro La infancia de JesúsLeer más...

El Niño Jesús, el origen de la Creación …

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

En estos días navideños los cristianos celebramos con alegría la venida al mundo del Salvador, su Nacimiento, o dicho(...)

Leer más...

Navidad y esperanza

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Entre tantas preocupaciones e incluso escándalos, que salpican nuestra vida, la de la sociedad y la de la Iglesia, se nos puede olvidar(...)

Leer más...

Nadie lo escucha cuando defiende la vida…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Leer más...

Español (spanish formal Internacional)English (United Kingdom)
blog
blog-rojobilbao
 
blog-credo
 
blog-biografia 
blog-Islam
 
 enlaces 

tvonline misadeldiafranciscanosdemarialibroslibresNUEVAWEB-franciscanos-4