Text Size
77-288.com
Domingo, Mayo 29, 2016
bg articulos

  

La frase del día: 

"Solo el que sirve con amor sabe custodiar"
Papa Francisco

Los errores de las sectas (IX)

Autor: Rubén GERARDO, ex miembro de una secta

Entre los argumentos que usan las sectas para acusar a la Iglesia de haber adoptado costumbres paganas, está la crítica al rezo del Santo Rosario. Su primer razonamiento es que en ninguna parte instruye la Biblia orar a una mujer y que sólo menciona oraciones dirigidas a Dios.

Enfatizan recordando que la primera epístola a Timoteo 2:5 afirma que hay un solo Dios y un solo mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo. Sin embargo encontramos, de inicio, tres tergiversaciones que intentan aplicar a ese argumento: primero, repiten con frecuencia la acusación de que la Iglesia está considerando a María y los santos como "otros dioses". Sobra decir que los católicos reconocemos a un solo Dios verdadero; por el contrario, podríamos citar varias ramas del protestantismo que declaran como dioses independientes a Jesucristo y al Espíritu Santo, porque rechazan el dogma de la Santísima Trinidad. Segundo, rezar es una palabra que implica recitar algo, sea de memoria o leyendo, pero de ningún modo es sinónimo indispensable de adoración. Similarmente "orar" implica el hecho de hablar. Por ejemplo cuando una persona habla en público, literalmente está orando, pero es lógico que esto no significa estar adorando a su público. Tercero: pretenden que pedir una intercesión ante Dios implica necesariamente el rechazo de la mediación redentora de Cristo. Sin duda reconocemos a Cristo como el único Salvador, pero eso no contradice la intercesión entre los fieles. En la Escritura encontramos muchos pasajes en los que hombres fieles piden a otros interceder ante Dios por ellos. San Pablo en su carta a los romanos 15:30 dice: "Os suplico hermanos, por nuestro Señor Jesucristo y por el amor del Espíritu Santo, que luchéis juntamente conmigo en vuestra oraciones rogando a Dios por mí." No podríamos tergiversar esto diciendo que Pablo está desconociendo la mediación de Cristo por el hecho de hacer aquella súplica a otras personas. Por el contrario, eso demuestra la maravillosa comunión que existe entre los fieles dentro del mismo cuerpo que es la Iglesia. Los miembros de las sectas, por otro lado, acostumbran hacer campañas donde invocan mutuamente el favor sanador de Dios. Su defensa es afirmar que ellos lo hacen con personas vivas, pero que los católicos estamos invocando a personas muertas. Si ellos quieren tomar la muerte física como un corte de la comunión espiritual que existe entre hermanos en Cristo, entonces están asumiendo el triunfo de la muerte, pero sabemos que la resurrección de Cristo la vence. La Escritura declara que Dios no es un Dios de muertos sino de vivos y por eso nuestro Credo declara la doctrina de la comunión de los santos. La victoria de Cristo hace que los fieles permanezcan unidos y nada puede romper eso porque es un don Divino. Consecuentemente si nos dirigimos a María o a otras personas santas, aunque ya no están físicamente presentes, lo hacemos convencidos de que ellos se encuentran en contacto con Dios y que en Su presencia pueden interceder por todo el cuerpo unido. Además, está claro que Jesús aceptó la mediación de su Madre cuando, en Caná de Galilea, ella le pidió que ayudara a los recién casados que se habían quedado sin vino durante la fiesta de bodas.

Continuando sobre la crítica sectaria al Santo Rosario, los protestantes aluden que un círculo semejante de cuentas ya fue usado en el culto a Astarté, la diosa-madre, unos 800 años antes de Cristo. Dicen que igualmente los bramas usan rosarios con cientos de canicas, al igual que los adoradores de Vishnu y budistas en la India y en el Tíbet. Si tuviéramos que basarnos en ese tipo de análisis, encontraríamos que los cultos paganos también rezan, tienen altares, tienen libros, cantan, ayunan, danzan, construyen templos, bautizan y una infinidad de otros aspectos similares a la liturgia y costumbres de religiones cristianas. Por tanto, bajo la forzada visión protestante, no deberíamos tampoco hacer ni usar nada de eso, o podríamos acusarles malsanamente de "paganos". La historia del Rosario puede ser encontrada ampliamente en muchos escritos donde se ve que, por supuesto, no tiene relación alguna con adoraciones idolátricas. Al tal extremo llevan su crítica que un autor protestante afirmaba el absurdo de que, por el hecho de que durante el rezo de un Rosario se repiten los Ave María casi nueve veces más que el Padrenuestro, estamos dando más importancia a María que a Jesucristo.  Cuando muchos de proponen defender caprichos basados en el aborrecimiento, siempre fuerzan argumentos que parecen lógicos o tergiversan la verdad, demostrando en realidad una mediocre comprensión de las cosas. Un pasaje bíblico que usan con frecuencia es el de San Mateo 6,7: "Y al orar, no charléis mucho, como los gentiles, que se figuran que por su palabrería van a ser escuchados. No seáis como ellos, porque vuestro Padre sabe lo que necesitáis antes de pedírselo". (En la traducción protestante y otras dice: "No uséis vanas repeticiones". ) Es cierto que podemos cometer ese error. El Papa Juan Pablo II en su Carta Apostólica dedicada al Rosario nos previene cuidar de que no se lo convierta en una repetición mecánica de fórmulas, recordándonos que debe ser más bien una oración meditativa, contemplativa y afirmando que sin esta dimensión se desnaturaliza. El Salmo 136, por ejemplo, repite 26 veces la frase: "Porque es eterno su amor". ¿podrían los sectarios calificar eso como una vana repetición y rechazarlo de su Biblia? Se entiende que este cántico se hacía meditando en cado uno de los versos que proponen profundos motivos de alabanza a Dios.  Por eso también el Papa explica que el Rosario concentra en sí la profundidad de todo el mensaje evangélico, del cual es como un compendio.
Encontrándome aún en una secta, recibí la carta de una pareja que era líder de ese grupo, donde me aconsejaban rezar el Santo Rosario. Educado en los arraigados prejuicios que abundan en ese ambiente, esa carta no dejó de sorprenderme enormemente, pero por alguna razón la conservé y luego de mi retorno llegué a comprender la preciosa meditación y respeto al evangelio a que puede conducir su práctica ya que, contrariamente a su observación superficial, es una oración centrada en la cristología.

articulos
Prev Next

Arriba y abajo, la ironía de la evangeli…

Autor: José Luis RESTÁN, periodista

La abadía de Echternach, en Luxemburgo, fundada en el lejanísimo año 698 por San Willibrord, contempla cada año una nutrida procesión que discurre durante(...)

Leer más...

El Estado laico ha muerto

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

En enero de 1998, acompañé a San Juan Pablo II en la visita que hizo a Cuba, como enviado especial del diario ABC. Fue un(...)

Leer más...

Las bases de la democracia (II)

Autor: Antonio CAÑIZARES, cardenal arzobispo de Valencia

El compromiso en defensa de la persona humana en su dignidad inviolable es y ha de ser considerado(...)

Leer más...

"Amoris laetitia" tiene un autor a la so…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Son los párrafos clave de la exhortación post-sinodal "Amoris laetitia". Y son también -a propósito- los más ambiguos, como demuestran las(...)

Leer más...

Sobre la estrategia de legalización de u…

Autor: Víctor Hugo VALDA, ingeniero

Ante la nueva arremetida de la ideología de género en Bolivia y ante la gravedad del tema me permito compartir(...)

Leer más...

Benedicto XVI reafirma que el tercer sec…

Autor: Bruno MORENO, periodista

Todos los años en fechas cercanas al 13 de mayo, día en el que celebramos a Nuestra(...)

Leer más...

Visiones y apariciones marianas

Autor: Juan DEL CARMELO, escritor

Es este un tema, que da origen a muchas confusiones… En la web de la Santa sede, existe un extenso(...)

Leer más...

Las bases de la democracia (I)

Autor: Antonio CAÑIZARES, cardenal arzobispo de Valencia

No podemos olvidar que el valor de la democracia se mantiene o cae con los valores que encarna(...)

Leer más...

Islam bueno versus Islam malo

Autor: William KILPATRICK, sociólogo

La edición de FrontPage Magazine correspondiente al(...)

Leer más...

De desiertos y florestas

Autor: Manuel MORALES, agustino

Acabo de ver las imágenes de la fiesta. La alegría, las palabras y, sobre todo, el corazón del buen Papa Francisco me han hecho recordar(...)

Leer más...

Mirar lo positivo

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Con mucha frecuencia recibo correos de personas alarmadas por lo que está sucediendo en la Iglesia, sobre todo tras la publicación(...)

Leer más...

Como animales heridos

Autor: Luis Fernando PÉREZ BUSTAMANTE, periodista

Es habitual que los veterinarios apliquen inyecciones para acabar con la vida de animales enfermos(...)

Leer más...

El magisterio líquido del Papa Francisco

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Cómo funciona el magisterio del Papa Francisco lo explicó hace pocos días un protegido suyo, el arzobispo Bruno Forte. Contó que(...)

Leer más...

¿Qué iba a anunciar Juan Pablo II el día…

Autor: Juan José ROMERO, periodista

Este viernes, día 13, se cumplen 35 años del atentado que sufrió San Juan Pablo II(...)

Leer más...

La opción alemana del Papa argentino

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

La confirmación definitiva de la adhesión del papa Francisco a la solución alemana de la cuestión crucial de la comunión a(...)

Leer más...

Pornografía infantil

Autor: Juan Manuel DE PRADA, escritor

Asomaba el otro día una noticia sobre el desmantelamiento de una red (¡otra más!) de pornografía infantil que intercambiaba(...)

Leer más...

La misericordia de Dios en la Amoris lae…

Autor: José Antonio SAYÉS, teólogo

Con la Exhortación postsinodal que el(...)

Leer más...

Los derechos del Dios de la misericordia

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Dicen que hace más ruido en el bosque un árbol que cae que mil que crecen lentamente. Aplicado a la Iglesia,(...)

Leer más...

La caridad loca

Autor: Juan Manuel DE PRADA, escritor

Nos advertía Chesterton que el mundo moderno está invadido por las viejas virtudes cristianas que se han vuelto locas.(...)

Leer más...

Los dos enemigos de Hegel

Autor: Juan Manuel DE PRADA, escritor

Hay dos formas de hacer política. La primera, que podríamos denominar realista, considera que existe un orden del ser(...)

Leer más...

Una saludable autocrítica

Autor: Giovanni SCALESE, sacerdote

Me han pedido un trabajo acerca de(...)

Leer más...

La exhortación apostólica no cambia la d…

Autor: Livio MELINA, presidente del Instituto Juan Pablo II para la Familia

Leer más...

El Canon 915 es el mismo antes y después…

Autor: Edward PETERS, doctor en Derecho Canónico

Que en virtud del(...)

Leer más...

"Amoris laetitia" y la enseñanza y práct…

Autor: Raymond L. BURKE, cardenal patrono de la Orden de Malta

Leer más...

"Amoris laetitia" no es un cambio de doc…

Autor: José PÉREZ SOBA, teólogo

Ha aparecido ya el documento más(...)

Leer más...

Discernimiento, como siempre

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Más allá del ruido que están armando los medios de comunicación en torno a la exhortación apostólica postsinodal “Amoris laetitia” del Papa Francisco, hay que(...)

Leer más...

Madre Angélica, in memoriam

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Como suele suceder, la muerte de alguien que ha sido verdaderamente grande sirve para apreciar aún más sus valores. Así ha(...)

Leer más...

Cristianofobia

Autor: Antonio BURGOS, periodista

Por lo visto la fe de los cristianos y la religiosidad popular de los españoles (que según el CIS se declaran(...)

Leer más...

Los milagros de la fe

Autor: Carlos ÁLVAREZ COZZI, abogado

En Buenos Aires, Argentina, un trabajador del ferrocarril hace unos veinte años aproximadamente sufrió un accidente laboral impresionante, recibió una descarga eléctrica en su(...)

Leer más...

Reverencia, devoción, saber estar

Autor: Javier SÁNCHEZ, sacerdote

Existe un modo específico y adecuado de(...)

Leer más...

Cómo el cardenal Müller relee al Papa

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

La expectación por la exhortación apostólica con la que Francisco resumirá el doble sínodo sobre la familia es cada vez más(...)

Leer más...

La Eucaristía, salud de la Iglesia y del…

Autor: Raymond L. BURKE, cardenal patrono de la Orden de Malta

Leer más...

Pasar la página

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Las últimas horas antes de la firma por el Papa de la exhortación apostólica postsinodal sobre la familia, han sido un fiel reflejo de lo(...)

Leer más...

La política y el "corazón dócil"

Autor: Manuel MORALES, agustino

Con la tremenda crisis humanitaria de nuestros refugiados al fondo (¡para mayor contraste!), asistíamos días atrás al “espectáculo” de nuestro Parlamento, mamporros verbales incluidos, y(...)

Leer más...

Teresa de Calcuta, completamente pobre

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

El día 15, el Papa ha presidido un consistorio que ha decretado la canonización de la beata Teresa de Calcuta. El(...)

Leer más...
Español (spanish formal Internacional)English (United Kingdom)
blog
blog-rojobilbao
 
blog-credo
 
blog-biografia enlaces 

tvonline misadeldiafranciscanosdemarialibroslibresNUEVAWEB-franciscanos-4